Inicio

La Coruña, con L de libertad

Imagen: La Coruña, con L de libertad

Doma y castración del Reino de Galicia

 

Reyes Catolicos Galicia

Nacionalismo en las aulas

juventud nazionalista

1980

 

cartel 1980 300x136

LdelPHay algunos que se cansan de saber y averiguar cosas que después de sabidas y averiguadas no importan un ardite al entendimiento ni a la memoria. Indudablemente D. Quijote no se refiere a Luis del Pino , porque también es un caballero que trata de desfacer entuertos y amparar a las víctimas de una de las mayores felonías que ha padecido España, pero sobre todo porque ni se cansa de averiguar, ni el asunto carece de importancia. Son muchos los curas, amas, barberos, sobrinas, sacristanes y bachilleres de varia condición intelectual, o catadura moral e intención, que tratan de disuadir a nuestro héroe y a otros compañeros de que continúen con sus andanzas.

Se está mejor en casa bien abrigado, disfrutando del palomino presupuestario y de lo que buena ypeón negro centristamente caiga que defendiendo la libertad, aquella virtud, amigo Sancho, por la que se puede y se debe arriesgar la vida. "La libertad es uno de los más preciosos dones que a los hombres dieron los cielos, con ella no pueden igualarse los tesoros que encierra la tierra ni el mar encubre; por la libertad, así como por la honra, se puede y debe aventurar la vida; y por el contrario, el cautiverio es el mayor mal que puede venir a los hombres" 
No conocía personalmente a Luis del Pino y he de confesar que me ha sorprendido muy favorablemente. A la valentía para abordar averiguaciones tan delicadas y peligrosas une una mente analítica y clara así como una gran facilidad de expresión, concisa, rigurosa, rara en la España degradada en la que la verborrea trilera de Pepiño, ZP o las folclóricas influye más que el orden moral, conceptual y discursivo de Castelar.
Separando la información de la opinión, regla básica de periodistas casi siempre violada, ofreció una descripción escueta y lúcida de lo que se sabe, de lo que ha falseado, de las pistas falsas de Pulgarcito, de los trucos de magia recreativa arbitrados para engañar al personal. Y de las inquietantes conclusiones o alternativas de explicación que pueden decirse. La sombra del golpismo intuido y las tinieblas del olvido programado.
Luis Del pino pidió ayuda a las personas de bien para que no descansen, para que presionen a las instituciones de modo que se atrevan a despejar la nueva "X" en busca de Libertad, Justicia y Dignidad. Manteniendo la mente abierta y la voluntad decidida y apoyando la invitación de los llamados "peones negros" a una manifestación serena y sosegada cada 11 de mes a las puertas de la Delegación del Gobierno en Coruña.
Mi enhorabuena a Coruña Liberal y a Pilar, su presidenta, por posibilitar esta oportunidad de desarrollo cívico a los numerosos asistentes y por el gran éxito de la convocatoria.